Lost in Cool Places

LOST IN COOL PLACES | HOTEL AIRE DE BÁRDENAS

23 marzo, 2013

Más de uno, estaréis ya de vacaciones de Semana Santa y si no, las tenéis a la vuelta de la esquina. Yo, no creo que vaya a ningún sitio, entre trabajo, boda, etc… ¡No paro! Así, que cierro los ojos, dejo volar mi imaginación, y sólo veo piedras, tierra, montañas, cielo… ¡Y aire! El Hotel Aire de Bárdenas es el lugar idóneo para olvidarse del mundo, descansar y disfrutar en un entorno único. ¿Lo conoces? Ven con nosotras, ¡te gustará!

Some of you, probably are in vacation for eastern time. I’m not going to go anywhere, ‘cause I’m hardly working and I have to end some details about my wedding. So, I close my eyes, let to fly my mind and I only see stones, mountains, sky… and Air! The Hotel Aire de Bárdenas is the amazing place to get lost, to relax in an special environment. Do you know about this place? Come with us and enjoy!

En mitad de un imponente paisaje, en un campo de trigo, y en la frontera con el espectacular desierto de Las Bárdenas, en Tudela, Navarra; se encuentra este sensacional hotel de 4 estrellas; concebido para disfrutar del paisaje, para desconectar y vivir la esencia de la tierra y la naturaleza sin más. Una sucesión de cubos que crean diferentes espacios interiores, protegidos y confortables, para disfrutar al máximo nivel del exterior.

 

Los creadores del hotel, Emiliano López y Mónica Rivera, www.lopez-rivera.com, concibieron el hotel como una edificación lo más respetuosa posible con el entorno; de tal manera que pasa muy desapercibida en el lugar. Los cubos están realizados en planta baja, y rodeados por cajas que usualmente se utilizan para recolectar y llevar fruta y verdura, que se presentan como fachada principal, asociándose a una construcción agrícola más.

 

 

 

El Hotel cuenta con 22 habitaciones, 13 de las cuales, poseen jardín privado. Pabellones exentos con grandes ventanales que miran hacia el campo. Los espacios exteriores transportan las formas, los colores y la esencia del desierto de Bárdenas. Colores y vegetaciones características de la zona, como siembras de diversos árboles y campos de trigo, huertos de verduras, etc. La arquitectura, los interiores y el paisaje pretenden acercar al visitante a la belleza rural y austera de la zona.

 

 

 

 

Con unos interiores sencillos y austeros, la paz y tranquilidad son las máximas del hotel. Las ventanas proyectan el paisaje como si de un cuadro se tratara. La luz, el aire y las piedras, son los protagonistas absolutos del lugar.

 

 

En ésta ocasión, no he estado en el lugar que os muestro. Pero lo he recomendado en infinidad de ocasiones, y el resultado siempre ha sido el mismo; todos mis amigos han vuelto alucinados. Así, que quería compartir con vosotros éste lugar mágico y único.

Que respeta el entorno y el medio ambiente. Que por cierto, ayuda a recordar que hoy es el día de la hora oscuras para el cambio climático. Hoy sábado de 20:30h a 21:30h, todo el planeta se apagará para tomar conciencia sobre la necesidad de luchar contra el cambio climático. Aportaremos desde Lost in Vogue nuestro granito de arena, demostrando que hay pequeñas cosas, como apagar la luz, que están al alcance de la mano, y pueden ayudar a combatir ese cambio en nuestro clima.

Espero que os haya gustado la publicación de hoy. Yo, seguiré soñando, hasta estar allí plantada, haciendo fotos para vosotros…

¡FELIZ SÁBADO!

 

 

You Might Also Like

4 Comments

  • Reply Well Living BLog 23 marzo, 2013 at 9:40

    Precioso ! Me han encantado las fotos !

    XX Luba

    Cinco formas de llevar una blazer blanca, hoy en
    http://www.well-living-blog.com

  • Reply la suegra 23 marzo, 2013 at 23:01

    Lo mas !!!!!! que imaginación !!!!!! Bravo por los arquitectos, y un Bravisimo para los que arriesgaron en este proyecto.
    dos besos.

  • Reply Carlos 25 marzo, 2013 at 16:10

    Muchas gracias porque el riesgo salió bien.

    • Reply Eli S. 25 marzo, 2013 at 18:29

      WOW. No tengo palabras, ¡me parece impresionante! Qué ganas me han entrado repentinamente de pasarme por Tudela a probar qué tal los cogollos y de paso alojarme en este increíble hotel, donde el tiempo seguro que se desvanece con el estrés. Menudo remanso de paz y de vanguardismo.
      Gracias por acercarnos un poquito más estas maravillas arquitectónicas Eli!
      Un besazo a todos!

    Leave a Reply

    *